Desde Estratos Homes, te ponemos varios ejemplos prácticos para ayudarte a calcular un presupuesto aproximado en la reforma de baño.

Vídeo introducción:

A la hora de emprender una reforma, como es la del baño, lo primero que debemos definir es el presupuesto que podemos gastar en esta obra, para decidir qué elementos son más importantes y en cuales podemos ahorrar.

Antes de empezar, debemos tener un proyecto bien definido, con lo que debemos pararnos a pensar en si es un baño para toda la familia, para los niños, para adultos, ¿se nos ha quedado pequeño? ¿queremos que sea más luminoso? Lo mejor es tener claro si vamos a hacer una reforma integral de un baño, qué tipo de baño necesitamos y ser consecuente con el espacio y el presupuesto que tenemos (por ejemplo si no disponemos de luz natural, será importante ganar luminosidad, o si es un lavabo pequeño deberemos cambiar la bañera por plato de ducha).

Como los euros son importantes porque harán que puedas comprar tipo de materiales u otros, hemos querido preparar tres reformas diferentes para el baño: una económica, otra de nivel medio y una más elevada de precio, pero no prohibitiva. Decantarte por una u otra dependerá de tus ahorros, de lo que quieras invertir o del uso del baño, ya que no es lo mismo gastar el dinero en un baño para toda la familia que usarás a diario, que en el de un baño de cortesía en una casa.

Los elementos más importantes de un baño deben ser los de mayor calidad: mobiliario, revestimientos y sanitarios.

El precio de los materiales, es lo que va a variar el coste de la reforma, pues lo que es mano de obra, instalación eléctrica y fontanería va a ser exactamente igual en cualquier caso. Si tienes el presupuesto justo para la reforma del baño y quieres ahorrar, hay que tener en cuenta el estado actual. Por ejemplo, si los muebles están bien, se pueden reutilizar y se economizaría el presupuesto. Pero si hay que realizar una reforma completa, incluidas las instalaciones, el ahorro siempre va a estar en el tipo de materiales.

En Estratos valoramos previamente las necesidades del cliente, realizando un estudio previo del uso que va a tener el baño. Este primer presupuesto gratuito es uno de los puntos más importantes, porque en un primer presupuesto aproximado vamos a valorar el uso de (no es lo mismo uso de una familia con niños y de uso diario), puesto que el presupuesto total va a determinar el ahorro a largo plazo (vale la pena invertir en la calidad ya que va a tener una mayor durabilidad y nos va a permitir ahorrar en agua).

Cómo abaratar costes en la reforma de un baño.

Lo más importante para ahorrar en la reforma de un baño es la planificación previa: Contar con un presupuesto detallado al máximo y con mano de obra con experiencia es imprescindible para economizar. Hay muchas empresas de reformas, pero es importante dejarse asesorar por profesionales.

Podemos ahorrar en partidas como los revestimientos, tanto horizontales como verticales (paredes y suelo). Podemos escoger unos revestimientos económicos o bien alisar paredes y pintar con pintura o esmalte lavable cubriendo solo media pared por ejemplo). Podemos también mantener el suelo si está en buenas condiciones, o bien colocar un vinílico encima. A partir de ahí, en función de las necesidades del baño, podemos economizar en los materiales (hoy en día hay muchas marcas que con materiales de buena calidad sin ser punteras en innovación) y mobiliario en el caso de no necesitar mobiliario a medida (que nos va a encarecer el precio)

¿En qué invertir si tienes presupuesto?

Sin duda en sanitarios de calidad. Hay muchos tipos de sanitarios, pero hoy en día los suspendidos suponen una gran mejora: nos permiten llegar a todos los rincones del suelo y tener una mayor limpieza, al igual que al escoger muebles suspendidos. Sobretodo en baños pequeños esa elevación nos hace que se vea más grande. También hoy en día podemos montar sanitarios con chorro de agua que nos harán eliminar el bidet, ahorrar en agua…

En el mobiliario: En función de los metros, un mobiliario a medida nos va a permitir mayor almacenaje en menos espacio.

En la ducha: Sin duda, cambiar la bañera por ducha nos va a permitir ahorrar en agua y una mayor funcionalidad

A partir de aquí, podemos escoger infinidad de acabados en función del presupuesto, desde grifería en color negro (que es la última tendencia), pasando por platos de ducha de resina configurables en todos los colores, mamparas de mayor o menos calidad, grifería empotrada en ducha y pica, diseños minimalistas, cabinas de hidromasaje, alcachofas empotrables y con efecto lluvia, paredes de microcemento, piezas de baldosas porcelánica de 3m x 1,5m que disminuyen el numero de juntas y por lo tanto las superficies que acumulan más bacterias… el límite es la imaginación

Precios orientativos para la reforma de un baño:

Según sea el tipo de intervención, un baño de 6 m² tiene un presupuesto de:

Reforma económica Reforma media Reforma premium
Desde 5100€ Desde 6500€  Desde 9000€

Otro dato que te ayudará a calcular cuánto te puede costar la obra es el precio por metro cuadrado según tipo de reforma. Multiplica los metros totales de tu baño por el precio aproximado que encontrarás en esta minitabla (siempre como presupuesto aproximado):

Baja Media Alta
850€/m2 1083€/m2 1500€/m2

A modo orientativo, y para un baño de 6 m2 y calidades medias tendríamos los siguientes precios aproximados:

  • Desmontaje y demolición: 600€
  • Fontanería: 1100€
  • Electricidad: 250€
  • Albañilería: 1200€
  • Pintura: 130 €
  • Mano de obra: 715€
  • Muebles: 550€
  • Mampara: 500€
  • Grifería: 120€
  • Plato de ducha: 400€
  • Conjunto de ducha: 250€
  • Sanitario suspendido: 260€
  • Cisterna empotrada: 350€